sábado, 11 de septiembre de 2010

La NASA planea "tocar" al Sol con una misión espacial inédita

La NASA planea "tocar" al Sol con una misión espacial inédita

DÉBORAH FRIEDMANN
http://www.elpais.com.uy/especiales/digital/salud/espsalu_514555.asp

"Será la primera vez que podamos `tocar, probar y oler` al Sol". Así definió la científica de la NASA Lika Guhathakurta la misión que intentará acercarse a la estrella a una distancia sin precedentes y resolver los misterios más grandes de la física solar.
Esta semana, la NASA anunció que comenzó el desarrollo de esta misión, que implicará "visitar y estudiar al Sol más cerca que nunca". Lo harán a más tardar en 2018.
Para concretarlo, la agencia prevé que la nave espacial Solar Probe+, que tendrá el tamaño similar a un automóvil estándar, caiga directamente en la atmósfera del Sol.
Solar Probe+ contará con un escudo compuesto de carbono, que le permitirá soportar temperaturas superiores a 1.400 grados centígrados y explosiones de radiación intensa. "Los científicos podrán entender, caracterizar y predecir el entorno de la radiación para los exploradores espaciales del futuro", señaló la NASA en un comunicado.
El plan implica llevar a cabo cinco experimentos, seleccionados tras un llamado efectuado el año pasado, donde convocaron a científicos de todo el mundo para que presentaran propuestas a efectuar con la sonda.
Hubo 13 planteos. Ahora se seleccionaron las cinco investigaciones que se concretarán y la NASA dio luz verde para que comiencen a construir los sensores que harán las mediciones en la misión. El presupuesto para la etapa de análisis preliminar, desarrollo y pruebas del conjunto de las investigaciones es de US$ 180 millones.
"Los experimentos seleccionados para la nave Solar Probe Plus + están diseñados específicamente para resolver dos cuestiones fundamentales de la física solar: ¿Por qué la atmósfera exterior solar es mucho más caliente que la superficie visible del Sol y qué impulsa el viento solar que afecta a la Tierra y a nuestro sistema solar?", dijo Dick Fisher, director de la División Heliofísica de la NASA. "Hemos estado luchando con estas preguntas durante décadas y esperamos que esta misión pueda proporcionar las respuestas", añadió.
PROCESOS. Para el doctor en Astronomía y director del Observatorio Los Molinos, Gonzalo Tancredi, esta nueva misión de la NASA tiene relevancia fundamentalmente por dos factores. "Todavía no está muy entendido cómo se relaciona la actividad solar con los procesos de cambio climático. Muchas veces no se toma en cuenta que la energía del Sol no es constante, sino que tiene variaciones y que eso puede influir. El otro aspecto es la interacción de la actividad del Sol y la actividad electrónica humana. Hoy en día somos tremendamente dependientes y el Sol tiene influencia a nivel de superficie y en los satélites", señaló el especialista a El País.
La temperatura de la superficie solar es de unos 5.500 grados centígrados. Pero en la zona exterior la temperatura -medida en la velocidad y movimiento de las partículas- aumenta notoriamente, explicó Tancredi. "Esta misión podría ayudar a entender más por qué se da este incremento", agregó.
Respecto al viento solar, explicó que está compuesto por partículas energéticas, cargadas eléctricamente, y que eso puede interactuar con el campo magnético terrestre, que actúa con un cierto escudo, por lo cual gran parte de las partículas no llegan a la superficie.
Por otra parte, estudios como los que se plantean efectuar en el marco de la misión permitirán conocer más sobre zonas de la atmósfera del Sol, como la cromósfera y la corona. "De allí surgen protuberancias y eyecciones de masa, que son burbujas de partículas muy calientes y energéticas. En este momento estamos teniendo una frecuencia mayor porque estamos en un período máximo de actividad solar, que ocurre una vez cada 11 años", acotó el especialista.
PRUEBAS. Los proyectos que se presentaron ante la NASA fueron revisados por un panel de científicos de la agencia espacial y también ajenos al organismo.
Uno de ellos tiene la particularidad de que no es una propuesta relacionada con un instrumento, sino con una persona. El investigador principal, Marco Velli, se convertirá en el "científico observador" de la misión. Por lo tanto, en los próximos años se familiarizará con la nave espacial y su construcción y luego será quien guiará las observaciones.
Otro de los planteos elegidos se denomina "Investigación sobre electrones, alas y protones del viento solar". Dirigido por Justin Kasper del Observatorio Smithsonian, se dedicará a contar específicamente las partículas abundantes en el viento solar. Además, prevén capturar algunas de esas partículas y luego efectuar un análisis directo.
La NASA también priorizó a WISPR un telescopio que produciría imágenes tridimensionales de la superficie del Sol, similares a las que se obtienen por medio de técnicas como la tomografía de uso médico. El aparato podría incluso fotografiar nubes de plasma y ondas de choque cuando se acerquen y pasen junto a la nave espacial.
El telescopio es considerado un importante complemento de los instrumentos con los que contará la nave espacial, que tienen como función tomar muestras de plasmas que este aparato pueda detectar.
FIELDS, otra de las investigaciones que se concretarán, es un instrumento que tomará mediciones directas de los campos eléctricos y magnéticos, de las emisiones de radios y de las sondas de choque que se propagan a través de la atmósfera solar. Por último eligieron a ISIS, dos instrumentos que monitorearán electrones, protones e iones en la atmósfera solar.
Las cifras
2018 Es la fecha máxima en que comenzará la misión, según estima la NASA.
7: Es la distancia en kilómetros del Sol a la que pretenderá llegar la nave espacial.
Aspectos claves
"Visitarlo como nunca antes"
La NASA comenzó formalmente el desarrollo de la misión, que implicará, antes de 2018 acercarse y estudiar al Sol a la menor distancia lograda hasta ahora.
Del tamaño de un automóvil
La agencia espacial prevé que la nave, llamada Solar Probe+, caiga directamente sobre la atmósfera del Sol. La nave tendrá un tamaño similar al de un automóvil.
Harán cinco investigaciones
La NASA efectuó un llamado para elegir cinco investigaciones que se concretarán en la misión. Esta semana divulgó la lista de las seleccionadas y les dio luz verde para que comiencen la etapa de desarrollo y pruebas. Para ello hay previsto un presupuesto de US$ 180 millones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario